Asertividad I

Teniendo en cuenta numerosos pedidos que he recibido a través del blog (gracias!), me gustaría escribir una serie de artículos, numerados y consecutivos, acerca de la asertividad. Se publicarán los domingos y miércoles en mi blog. Espero que lo disfrutéis y aprendáis con ellos.

Me gustaría hoy empezar con una hermosa y a la vez triste poesía de R. Tagore, que nos transmite dulcemente el dolor de la persona que no se puede expresar con asertividad:

“Querría decirte las palabras más hondas que tengo que decir,

Pero no me atrevo, no vayas tú a reírte.

Por eso me río de mi mismo y desahogo en bromas mi secreto…

Sí, me estoy burlando de mi dolor, para que no te burles tú.

Querría decirte las palabras más verdaderas que tengo que decirte, pero no me atrevo, no vayas a no creerme…

Por eso las disfrazo de mentira y te digo lo contrario de lo que te quisiera decir….

Sí, hago absurdo mi dolor, no vayas a hacerlo tú.

Querría decirte las palabras más ricas que guardo para ti, pero no me atrevo, porque no vas a pagarme con las mejores tuyas.

Por eso te nombro duramente y hago alarde despiadado de osadía…

Sí, te maltrato, de miedo a que no comprendas mi dolor…”

Rabindranath Tagore

Hermosa, no? Independientemente que valoro la poesía como bella y que describe la incapacidad y el dolor que produce el no saber o no poder comunicarnos con asertividad, debo de dejar claro que mi posición personal es TOLERANCIA CERO ANTE CUALQUIER TIPO DE AGRESIÓN. Una cosa es la empatía y otra la asertividad, siento empatía hacia el dolor y la inseguridad de la persona que describe la poesía, pero asertivamente no puedo permitir, aceptar, compartir y/o justificar la violencia de ningún tipo. No es bueno quedarse en la violencia, y estamos los profesionales especializados para tratarlas. Espero que os unáis numerosos a este mensaje de no violencia!.

Para terminar con esta primera entrega, definamos asertividad. Cada corriente de comunicación tiene una, todas respetables, así que he elegido la que aparece en Wikipedia para transmitirosla hoy, dice así:

” Como estrategia y estilo de comunicación, la asertividad se diferencia y se sitúa en un punto intermedio entre otras dos conductas polares: la agresividad y la pasividad (o no asertividad). Suele definirse como un comportamiento comunicacional maduro en el cual la persona no agrede ni se somete a la voluntad de otras personas, sino que manifiesta sus convicciones y defiende sus derechos.
Es una forma de expresión consciente, congruente, clara, directa y equilibrada, cuya finalidad es comunicar nuestras ideas y sentimientos o defender nuestros legítimos derechos sin la intención de herir o perjudicar, actuando desde un estado interior de autoconfianza, en lugar de la emocionalidad limitante típica de la ansiedad, la culpa o la rabia.”

El debate está servido, espero vuestros comentarios, y ruego recordéis que esta es sólo la primera entrega, habrá más, para seguir meditando acerca de la asertividad y cómo mejorarla.

Recibid mi más cálido saludo,

4 comentarios

  1. Siempre, la parte más curiosa de todas, es vernos a nosotros mismos desde una perspectiva externa. ¿Cómo saber si nos estamos expresando asertivamente? o, mejor dicho, ¿Cómo nos miramos objetivamente?

  2. Estimada Malize,
    Tus preguntas siempre van al meollo. Nos vemos objetivamente de muchas maneras, creo que una de las principales y que nos puede ayudar para hacer el cambio, es sentir que tú estás bien contigo misma. Si te sientes tranquila con tu comunicación o hechos, vas por buen camino. Sin embargo, hay veces que uno se siente mal, pero es un malestar propio de la “culpa” de cambiar de actitud, y sentir que el otro no se lo esperaba. En estos casos, hay que continuar un poco más sintiendo el malestar, ya que es un malestar que surge de la culpa por no “cumplir con las espectativas del otro”. Un pequeño ejemplo: si a todo dices SI, aunque te haga daño, y de pronto empiezas a decir NO, sentirás un malestar, debido a que “le estas fallando al otro”, en estos casos tienes que continuar sintiéndote mal un tiempo, hasta que te hagas fuerte en decir NO.
    Espero haberte ayudado, recuerda que habrá más artículos, y que no me puedo extender mucho por aquí.
    Saludos!!

  3. John

    Muy interesante Salomón

    Gracias, estaré atento a los comentarios siguientes y ya te haré mis aportes a continuación.

    Por ahora te envió un poco de nuestro frió (aunque con cariño) para tu refresco brrrrrrrr,
    por tu alegria
    John

  4. Anna C.

    Hola Salomón,

    Leo con mucho gusto tus artículos, te llevan a pensar, luego era necesario leerlos.
    En cuanto a éste en concreto, doy un SUPERVOTO por la asertividad, leyendo la definición que incluyes de Wikipedia, pensaba……es tan fácil comunicarse así, tan sano, tan aconsejable, tan simple, tan equilibrado, y muchos “tan” que se podrían añadir…..la vida es distinta cuando te expresas así. Fíjate, piensa por un momento que toooooooodo el mundo se comunicara bajo este “concepto”, cómo serían las relaciones humanas?? tendríamos otro mundo, muy distinto al de ahora.
    Con lo sencillo que sería…………..

    Un abrazo
    Anna

Dejar una respuesta